Disfruta del mejor “bacalhau” junto a tu perro

Muchas personas disfrutan llevándose a su perro de vacaciones, pero a la hora de hospedarse o de comer suelen tener problemas para encontrar un lugar en el que los animales puedan entrar, por muy educados que estén y por muy bien que se porten.

Por suerte, gracias a la Ley Antitabaco son muchas las terrazas que han proliferado en nuestro país, tanto en restaurantes como en cafeterías. En las terrazas, al estar en un espacio exterior, las mascotas pueden estar con nosotros, al menos en la mayoría de los casos.

perro

Nos hemos resignado a que si queremos salir a dar un paseo y comer en un restaurante, tenemos que ir al que tenga una terraza fuera y comer en la calle, así haga un día muy frío. La otra alternativa es dejar al animal en el coche, algo que no gusta prácticamente a nadie.

En Portugal, la decisión de permitir entrar al perro será de los dueños del establecimiento

En el país vecino, los perros podían entrar en los restaurantes y cafeterías con libertad hasta que en el 2015 se prohibió terminantemente la entrada de canes en establecimientos en los que se venden alimentos.

Pero ahora, el congreso ha decidido levantar esta prohibición que parecía no gustar prácticamente a nadie. Se ha decidido que sean los dueños de los establecimientos los que fijen las normas en sus locales, pudiendo permitir o no la entrada de perros.

Algunos parlamentarios realizaron algunas sugerencias para que los dueños marquen qué perros pueden y cuáles no pueden entrar, en función de su comportamiento y de su tamaño. Y es que no es lo mismo que en un establecimiento se deje entrar a un perro pequeño y de buen comportamiento que a un perro que no deje de ladrar o que por su tamaño pueda causar problemas.

También ha habido diputados que han propuesto que el dueño del local cree zonas habilitadas para los canes, del mismo modo que hay zonas para juegos de niños. Pero esto, aunque puede hacerse si el dueño del local lo estima oportuno, no se ha votado como parte de la ley. Y es que podríamos llegar a encontrar un establecimiento con área para fumadores, para no fumadores, zona de niños y zona de perros, lo que podría llegar a ser una auténtica locura.

Así que ya sabes, si en tus próximas vacaciones decides poner rumbo a Portugal, podrás disfrutar de un delicioso “bacalhau” sin tener que pensar en donde dejas a tu perro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *